Jueves 18 Julio 2019

Turismo en Santa Olalla del Cala

Castillo.
Fortaleza construida en el siglo XIII tras la conquista cristiana por privilegio de Sancho IV. Posee 6 torres rectangulares y 4 circulares. Durante el siglo XIX se usó como cementerio civil por lo que sus muros están agujereados por los nichos y los osarios.

Iglesia de la Asunción.
Fue edificada sobre una sinagoga judía del siglo IX o X, que luego fue mezquita. En ella encontramos una imagen barroca de la Virgen de los Dolores, de Juan de Mesa.

Monumento a la Marina Española: En 1970-1971 se erigió el Ancla , monumento conmemorativo de la presencia en la localidad de la Infantería de Marina, cuando Sta. Olalla fue Cuartel General en tiempos de la invasión francesa. Testigos de esta época han quedado en la localidad, además de este monumento levantado en su recuerdo, restos de la artillería utilizada en la contienda y un cerro que lleva por nombre el "Cerro de las Baterías", por instalarse en él el principal contingente de artillería de la resistencia.

La ermita de la patrona de la villa, Santa Eulalia de Mérida, está situada hacia el levante, a una distancia del pueblo de 5 kilómetros aproximadamente, en la dirección de la carretera que lleva a Real de la Jara


Cuenta la localidad con dos fuentes de buenas aguas. Una de ellas, de gran antigüedad y conocida como «Fuente de Arriba», situada a los pies del Castillo (y a la que se llega por un camino que comienza al final de la calle Iglesia) que abastecía a la Santa Olalla medieval. Sus aguas son recogidas de un venero situado bajo el «puente de los dos ojos», puente éste que posiblemente se trate de un legado del pueblo romano. El agua mana de la fuente a través de dos caños dorados y se recogen en el pilar que se halla adyacente a sus espaldas.

La otra fuente es la conocida como «Fuente de Abajo», situada en pleno casco urbano, y que con su murmullo rompe el silencio de la Plaza Félix Rodríguez de la Fuente. Fue construida como bien indica su placa en 1932, siendo alcalde D. Antonio Delgado Carballar; para abastecer a la población.

En Semana Santa, aparte de las celebraciones de carácter eminentemente religioso, cabe destacar la tradición que en Santa Olalla se revive por estas fiestas desde hace tiempos inmemoriales, y que se define como El Juego de "Las Chapas". Se trata del cruce de apuestas que se efectúan en corros de personas y en dinero efectivo.


En cuanto a la Gastronomía, en Santa Olalla podemos degustar el resultado de una rica variedad en restauración, capaz de satisfacer los paladares más exigentes.

Como en otros pueblos de la sierra onubense, el cerdo ibérico es el protagonista de la cultura gastronómica.

Entre los platos más típicos que se pueden degustar en las mesas sataolalleras se encuentran la sopa de mamones, el sopeao, los mamones, las papas viudas, arroz con pena, el almorraque, picadillo elaborado con pimientos, tomates y sardinas asadas (picadillo asado), el gazpacho majao, que por su composición se toma bien frío, los gurumelos asados o en salsa, las bollas de chicharrones elaborada con la manteca del cerdo.

Gran variedad de dulces y postres se pueden saborear: las poleás, roscos, pestiños, gañotes, piñonates, torrijas.. así como los quesos que todavían se elaboran de forma artesanal en mmuchas casas de Santa Olalla.

Colors